¡Mi reino por una playa!

20140805_194822

 

Por Carmen Prada

Disfrutar con lo que uno hace ayuda mucho a no estar pensando demasiado tiempo en los fines de semana, los puentes y las vacaciones, y es cierto, a mí me sucede. Pero cuando llegan estas fechas, en las que arrasan en los escaparates o en las RRSS las ofertas de las agencias de viaje, las fotos de la gente allá donde se ha ido cada cual, y la famosa pregunta que se repite tanto en esta época, “¿no te vas de vacaciones?,”  parece que la mente y el cuerpo se ponen de acuerdo para emitir señales que te llegan con claridad, “descanso”, “desconexión”, “cambio de aires”…

Y claro, una se da cuenta que ¡menudo año!, con lo que si se pretende seguir a este ritmo e incluso acelerarlo, hay que hacer un alto en el camino. También pienso, si me encanta lo que hago, ¿voy a saber cómo descansar? Pues os confieso que cada año me sucede lo mismo, el cambiar mi ritmo de vida me cuesta, ¡pero hay que hacerlo!

¿Qué me aporta el descanso?

  • Desconexión, olvidarme de la rutina, los horarios, las agendas, planes… Simplemente estar yo conmigo misma y disfrutar de la grata compañía de mi esposo. Momentos que tanto echamos de menos durante el año.

  • Reconozco que me encanta cocinar, pero ¡fuera previsión de comidas!, toca optar por una total despreocupación por la lista de la compra y cuadrante de comidas para la semana. Me apetece descubrir, dejarme sorprender por la gastronomía de la zona que visitamos, y reconozco que en ese sentido soy muy agradecida.

 

  • Otro placer, tirarme como una lagartija en la toalla mientras el sol me broncea, y como música de fondo únicamente escuchar el sonido de las olas, que van y vienen. Introducirme en el mar y cerrar los ojos es uno de mis mayores placeres. Todo se va con el ritmo de las olas, solo estamos el mar y yo. Algo que tanto añoro durante todo el año, y es que a mi querida tierra berciana solo le falta estar en la costa, entonces sería perfecta y la perfección no existe.

  • ¡Prohibido despertador! Cada mañana durante el año me despierto con la misma canción, Human, de Christina Perri, ¡vacaciones también para ella! Es indiferente la hora, no hay horarios, solo me dedico a descansar y disfrutar.

 

  • Claro que me podía dejar llevar por una de mis pasiones, la escritura pero… ¡puede esperar! Eso sí, no voy a poder evitar llevar mi pequeña libreta de anotaciones para quedarme con instantes, palabras, situaciones, reflexiones. Pero únicamente porque para mí, sea la época del año que sea, esta práctica es una afición que me entusiasma, quizá más que eso, es una forma de vida.

 

  • Es un momento del año en el que, con toda relajación, aprovecho para reflexionar, leer, valorar, resetearme interiormente, hablar conmigo misma, y casi sin darme cuenta, regreso con decisiones importantes casi tomadas. Realmente, cuando se está relajado, se ven las cosas de modo diferente.

 

Por todos estos motivos y algunos más, considero necesario y saludable hacer de vez en cuando un parón, pues ello trae consigo beneficios que también forman parte del proceso de crecimiento personal y profesional.

Cada uno vivimos nuestros momentos de desconexión de modo diferente, no son necesarios muchos días, ni siquiera un gran hotel, o moverte unos cuantos kilómetros de tu hogar… Únicamente, haz todo aquello que no hagas durante el año, porque aprovechar las vacaciones no solo es algo que te mereces, sino que ha de servir para cargar bien las pilas de cara a futuros y apasionantes retos. A algún exitoso entrenador de fútbol le he oído decir que saber descansar es también parte importante de la preparación para alcanzar los objetivos, y estoy segura de que así es.

Por un lado, me gustaría pensar que echaréis de menos los escritos de Carmen Prada en su blog, Las estrellas brillan por ti, ya que hasta agosto no regresarán, pero por otro lado… ¡Disfruta! ¡Descansa! ¡Haz lo que te apetezca! ¡Sal de la rutina! ¡Descubre cosas y lugares diferentes! ¡Búscate y encuéntrate! ¡Goza con tu familia y amistades! ¡Déjate llevar por los sonidos y sensaciones del verano…! Simplemente, haz lo que te apetezca sin que nadie te diga el qué.

Me volverás a encontrar por aquí en agosto, quizá más morena y con algún kilito más, -cosa por otro lado que no me importa lo más mínimo-, con las pilas totalmente cargadas y seguro que con proyectos nuevos, pero lo que sí me importa y mucho, es verte a ti nuevamente por aquí.

¡Nos vemos en agosto!

 

 

 

Carmen Prada | Asesora de Desarrollo Personal y Profesional

SI TE GUSTAN MIS ESCRITOS NO DEJES DE COMPARTIRLOS, TODOS PONEMOS NUESTRO GRANITO DE ARENA.

Anuncios

6 comentarios en “¡Mi reino por una playa!

    • ¡Muchísimas gracias Ernesto!
      Lo cierto es que es uno de los días del año más especiales para mí. Por eso me gustaría compartir contigo, la protección y el acompañamiento de Ntra. Sra. Del Carmen.
      ¡Muchas gracias por acordarte y tenerme presente!
      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s