Me duele España

p.txt

Artículo publicado por Carmen Prada

No me gusta demasiado hablar de política, pero no puedo pasar por alto más tiempo lo que ha acontecido y está aconteciendo en estos momentos en el panorama político español, las excepcionales circunstancias hacen que me pronuncie.
Llevamos escuchando, aguantando, soportando, tragando dimes y diretes sobre pactos hoy sí, mañana no, ahora con estos, mañana con los otros… No dejan de mostrar unos y otros, como partidos políticos y personas, que únicamente desean formar parte de la historia de España por entrar en la Moncloa, sentirse vencedores ante los adversarios.

Yo no sé vosotros, pero después de haber pasado una campaña electoral bochornosa veo más de lo mismo, ambigüedades, contradicciones y ocurrencias oportunistas.
Ninguno de los candidatos, y unos aun menos que otros, ha hecho propuestas fundamentadas, pero algunos se han atrevido a prometer cosas agradables al oído, eso sí, sin decirnos cómo las vamos a pagar, otros han intentado dirigirse a un sector de la ciudadanía para tener algo seguro, otros no sabían ni por dónde andaban, pero lo peor son esos que andan, pero para atrás… En fin, todos tiran para su casa y ninguno se preocupa de trabajar por el bien de la nación y sus habitantes.
Pero algo han tenido casi todos en común, y es el continuado ataque y desprestigio al contrario, con faltas de respeto, insultos, mentiras, humillaciones, trapos sucios, algunos reservan el sillón, otros no quieren perder el suyo, algunos parecen dispuestos a cualquier cosa con tal de salvar su trasero… ¡No se salva ninguno!

Mientras lo observaba se me revolvían las tripas, pensando en que no se dan soluciones y que España no está por encima del interés político, personal o económico, sino que el único interés es el dichoso poder.
No me quiero olvidar de la crítica a todos nosotros, porque parte de esta autodestrucción es culpa nuestra… Cada uno que haga su propia reflexión si quiere a toro pasado, porque sin duda habrá más corridas que torear.

Veo todo este panorama y por defecto profesional lo llevo a mi terreno, el laboral. Ese en el que abundan los comerciales, las empresas de la competencia pisándote los talones, incluso compañeros… Que su modus operandi de vender, prosperar, enriquecerse, ser los primeros, es a costa y ya como afición, hablar mal de la competencia.
Jamás, y son bastantes los años que me llevo dedicando al sector de las ventas, he practicado este mal arte. Observo cómo el que ha ido antes que yo, o pasa después, no hace otra cosa que echar por tierra un producto que no es el suyo. Acudo a un comercio como clienta, y el dependiente no deja de comparar lo bueno de su producto con lo mediocre del de la tienda de al lado, o con pena descubro que, para prosperar un compañero, intenta sabotear cualquiera de mis iniciativas. Y siempre me pregunto lo mismo, ¿por qué se necesita hablar mal del contrario, competencia, compañero, si lo que mostráis y ofrecéis es bueno y creéis en ello?

Para ofrecer algo en la vida, hay que creer en lo que ofreces, ilusionarte con lo que haces, ser buen profesional te dediques a lo que te dediques, amar tu actividad y ser muy sincero, humilde y honrado. A partir de aquí, desempeña un papel muy importante tu formación, valía, sacrificio, constancia, pero nunca olvidemos que no es necesario hablar mal del contrario cuando lo que ofrecemos es valioso y como tal lo damos a conocer. No necesitamos poner en entredicho a la competencia, porque el cliente se llega a dar cuenta que no sabes ni lo que le estás ofreciendo, y además le estás haciendo publicidad gratuita al competidor.
Si crees en ti y en lo que ofreces, no necesitas apoyarte en las posibles carencias de nadie. El hambre de poder, la avaricia, la envidia, la corrupción, la maldad, la deshonestidad…son malos acompañantes de viaje, además de pesados.
En el mundo laboral, sí es cierto que es muy necesario tener ambición, porque ésta empuja a querer ser mejor cada día, alcanzar nuevas metas, levantarte con ilusión, hacer mejor a otros para prosperar tú, pero no se debe llevar al extremo, ya que nos llevaría a cargar con esa maleta de viaje pesada y peligrosa.

La situación actual del país es un simple reflejo de esta España mía, esta España nuestra, como cantaba Cecilia, la que entre todos estamos desfigurando. No son los políticos en ninguno de los casos los mejores ejemplos a seguir, con lo que no nos dejemos contagiar de la demagogia y seamos fieles a nuestra recta conciencia, eso sí que nos hace mejores.

Hace mucho tiempo, Benjamin Franklin en una de sus frases célebres dijo: “la honestidad es la mejor política”.

*Para terminar, os invito a abrir los oídos del corazón y escuchar una canción que sigue siendo actual y expresa muy bien nuestra idiosincrasia nacional. Dicen que la música amansa a las fieras, ojalá sirviera para diluir sectarismos ideológicos.

 

Carmen Prada | Asesora de Desarrollo Personal y Profesional

SI TE GUSTAN MIS ESCRITOS NO DEJES DE COMPARTIRLOS, TODOS PONEMOS NUESTRO GRANITO DE ARENA.

Anuncios

2 comentarios en “Me duele España

  1. Como me dijeron en el primer curso de ventas que hice hace ya muchos años “hablar de la competencia es vender a la competencia”. Mejor nos vendría decir lo que ofertamos y no lo que hacen los demás. Habla de ti mismo y olvida a los otros!!! Enhorabuena Carmen!!!

    Le gusta a 1 persona

  2. Totalmente de acuerdo contigo Luis, y además la publicidad a la competencia se la das gratuita.
    Si crees en lo que haces, crees en lo que ofreces y no dudas de ti mismo, no vas a necesitar tener en la boca a nadie.
    ¡Actuando de este modo, lo que uno muestra son sus carencias! Lamentablemente como comento a lo largo del post. es algo generalizado mires donde mires… Esta actuación.
    Mi pilar fundamental profesionalmente, lo has nombrado tú, sabio este Luís…

    ¡¡Muchas por tus siempre enriquecedoras aportaciones y sigamos luchando contra corriente!!
    Un abrazo!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s